domingo, 4 de junio de 2017

COMO ROJO EN LA NEBLINA

La mañana en Ensenada amaneció con una densa niebla, acortando la visibilidad a unos pocos metros de distancia. Cuando los protagonistas iban llegando, la escenografía lindante al estadio prácticamente no se veía. El campo de juego estaba cubierto por el rocío de la mañana, tornando una cancha veloz. Recién con el correr del partido, en el primer tiempo, la niebla se fue despejando.




No hay comentarios.: